¿Alta intensidad o trabajo continuo en obesidad?

¿Alta intensidad o trabajo continuo en obesidad?

Muchos estudios indican que la mejor manera para perder peso es realizando trabajo aeróbico, ya que ayuda a reducir el peso corporal, bajando el porcentaje de grasa. (García-hermoso, A.2015).

Otros estudios no dejan totalmente claro qué protocolo es más efectivo para la pérdida de peso, si es más adecuado realizar trabajo aeróbico continuo (MICT) o trabajo de alta intensidad (HIIT). (Randomized, A., et al 2018, Ro, M., et al 2018, Khammassi, M., et al 2018)

Sin embargo, lo que sí es cierto es que las personas que realizan trabajo de alta intensidad mejoran en mayor medida su Vo2 pico, su grasa visceral y obtienen una mayor disminución de la masa grasa, consiguiendo no solo mejoras en la pérdida de peso sino tambien en la capacidad cardiovascular, reduciendo de esta manera posibles riesgos de sufrir enfermedades derivadas del sobrepeso. (Hornbuckle, L. M., et al 2017, Winding, K. M., et al 2018)

Ambos protocolos de entrenamiento son necesarios, ya que cada uno de ellos produce una serie de adaptaciones beneficiosas para el organismo por lo que lo ideal es combinarlos durante la semana.

Podríamos decir que el trabajo de HIIT es un trabajo más eficiente, que puede ayudar a la mejora de la capacidad cardiorrespiratoria mejorando así la forma física. El trabajo aeróbico continuo ayuda a desarrollar las vías energéticas oxidativas encargadas de la utilización de las grasas como combustible principal.

Ambos entrenamientos son indispensables en cualquier protocolo de pérdida de peso acompañados de un buen entrenamiento de fuerza que ayude a mejorar toda la musculatura del organismo, reducir lesiones, aumentar el metabolismo basal o preparar al organismo para un trabajo aeróbico de alta intensidad.

Referencias:

García-hermoso, A. (2015). Effects of Aerobic Plus Resistance Exercise on Body Composition Related Variables in Pediatric Obesity : A Systematic Review and Meta-Analysis of Randomized Controlled Trials. (11), 431–440.

Randomized, A., Trial, C., Tong, T. K., Zhang, H., Shi, H., Liu, Y., … Nie, J. (2018). Comparing Time Efficiency of Sprint vs. High-Intensity Interval Training in Reducing Abdominal Visceral Fat in Obese Young Women: 9(August), 1–9. https://doi.org/10.3389/fphys.2018.01048

Hornbuckle, L. M., Mckenzie, M. J., Whitt-glover, M. C., Hornbuckle, L. M., Mckenzie, M. J., & Whitt-glover, M. C. (2017). Effects of high-intensity interval training on cardiometabolic risk in overweight and obese African-American women: a pilot study. Ethnicity & Health, 0(0), 1–15. https://doi.org/10.1080/13557858.2017.1294661

Khammassi, M., Ouerghi, N., Hadj-taieb, S., Feki, M., Thivel, D., & Bouassida, A. (2018). Impact of a 12-week high-intensity interval training without caloric restriction on body composition and lipid profile in sedentary healthy overweight / obese youth, 14(1), 118–125.

Ro, M., Williams, S. M., Brown, R. C., Meredith-jones, K. A., Osborne, H., Jospe, M., & Taylor, R. W. (2018) . . .. Published ahead of Print HIIT in the Real World: Outcomes from a 12-Month Intervention in Overweight Adults. https://doi.org/10.1249/MSS.0000000000001642

Winding, K. M., Munch, G. W., & Iepsen, U. W. (2018). The effect of low-volume high-intensity interval training. Diabetes, Obesity and Metabolism, 20(6), 1–27.

Manuel Pinelo Educador Físico colegiado 59636



×

Hola!

Ahora puedes ponerte en contacto con nosotros a través de whatsapp, fácil y rápido!

 

× ¿Cómo puedo ayudarte?